La vida te da sorpresas…

Sorpresas te da la vida ¡ay, Dios! Pero no, no voy a poner la letra entera de Pedro Navaja, voy a contaros la sorpresa que me ha dado la vida hoy 🙂

Al salir del cliente en el que estoy currando siempre hago lo mismo; paseito hasta Alonso Martinez, metro hasta las tablas que es donde aparco por las mañanas y a casa con el leoncete. No quiero entrar en detalles pero digamos que no me hace especial ilusión lo que estoy haciendo ahora mismo, y encima hoy he hecho una de las mías y por la mañana he cogido el iPod del cargador y me he ido sin llevármelo porque claro, había estado cargando toda la noche… pero no, no había cargado nada!!!! Había apagado el portátil!!!! Grrrrrrrrrrr, vamos, que me he ido sin música y estaba jodido. Vale, se que no es mucho tiempo (tardo poco más de media hora en llegar a las tablas) , pero cuando tienes cosas dando vueltas por la cabeza mola mucho más ir con tu musiquita y abstraerte del mundo.

Volviendo a la historia, allí estaba yo a eso de las 7 de la tarde caminando hacia el coche con mil cosas dando vueltas por ahí arriba cuando de repente me fijo en el parabrisas y… Huy, eso no es publicidad. Y no, aunque probablemente todos lo estaréis pensando ahora mismo (no os culpo, está a huevo, jejeje) tampoco era una nota de amor ni un número de teléfono ni nada parecido… Era mejor!!! Me he encontrado esto!!!

Vale, tenía que haber sacado la foto allí en el momento pero tenía algo de prisa y… bueno, y una cara de gilipollas que no os podéis imaginar 🙂

No voy a decir que no he tenido mi momento “fantasía quinceañero”, pero en seguida me ha venido a la cabeza una amiga a la que quiero un montón y que casualmente vive por allí cerca, y la que también casualmente ayer le había comentado que había tenido un día tonto de curro y no estaba demasiado animado y… Jo, que maja!!!!! La verdad es que me he ido a casa “superhappy” pensando en la suerte que tenía!

De camino a casa he pensado en llamarla, claro, pero… y si espero un poco? Jijijiji, no lo puedo evitar. La verdad es que todavía no la he llamado, y a lo mejor me estoy columpiando muchísimo y tengo una admiradora secreta. O también podría ser un camello chapado a la antigua que me ha confundido con un niño y a mi coche con la puerta de un colegio… bueno, vale, esto ultimo es menos probable 🙂

Bueno, creo que ya es hora de salir de dudas, voy a llamarla para darle las gracias… y si no ha sido ella pues habrá que marujear un poco, jajajaja!!

Ah, se me olvidaba. Si, lo voy a dejar aquí; pienso dejaros con la duda!!! 😀

Anuncios

Acerca de Enadan

http://about.me/enadan
Esta entrada fue publicada en Dia a dia y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a La vida te da sorpresas…

  1. Tio Luiso dijo:

    Molan esas cosas que te hacen acabar el día con una sonrisa

    En cuanto a lo de que no nos contarás el final… Nos obligarás a eborracharte? 😛

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s